La sección de bronces de la Orquesta Sinfónica UdeC junto al ganador del Concurso Internacional Jóvenes Talentos 2021, Matías Ascui y el finalista, Carlos Durán, presentan el tercer movimiento del Requiem de Mozart, “Tuba Mirum”, estrenado en 1793 en Viena.

La obra fue la última misa en la que trabajó el compositor antes de morir, por lo cual debió ser concluida por su discípulo y clarinetista, Franz Xaver Süssmayr, basado en las indicaciones del propio Wolfgang, aunque los críticos consideran que es posible determinar el cambio de mano en la música.

“Tuba Mirum” es parte del tercer movimiento del aclamado Requiem, “Sequentia”, compuesta para solista y parte de la orquesta. Süssmayr la escribió para cuerdas y vientos. “Los músicos de la Sinfónica eligieron esta pieza por la fuerza y expresividad que transmite. También cabe destacar que estarán acompañados de dos jóvenes promesas en la música, Matías Ascui y Carlos Durán, quienes lograron destacados lugares en el Concurso Internacional Jóvenes Talentos 2021”, comenta Mario Cabrera, gerente de Corcudec.

Por su parte, el responsable de llevar a cabo la puesta en escena de esta interpretación, Eduardo Espinoza, trombonista de la Sinfónica UdeC menciona: “los réquiem son música fúnebre, son obras monumentales de orquesta, solista, cantante y coro. Cada movimiento evoca un sentimiento ante la vida y la muerte”, detalla.

“El comienzo del tercer movimiento es tocado por el trombón segundo, el cual se relaciona con el coro respecto a las voces, con el bajo de los solistas (…) como una especie de voz que busca ordenar a los muertos para analizar sus pecados, una suerte de llamado de atención”, agrega el músico. Por la sentimentalidad de este movimiento, Eduardo Espinoza realizó una adaptación para trombones y tuba, con la idea de crear esta puesta en escena para la temporada online de Corcudec.

Esta es la primera vez que músicos de la Sinfónica UdeC se presentan con el ganador del Concurso Internacional Jóvenes Talentos, Matías Ascui y el finalista Carlos Durán, evento que estuvo enfocado en los bronces, ganando un trombón bajo. “Los incluí a ellos por la característica de la pieza, gracias a la tecnología pudimos realizar el trabajo previo, pues son de otra ciudad. Se arma una pista para que cada uno ensaye y lograr el mejor resultado, lo bueno es que los muchachos son muy talentosos que, prácticamente, a la primera grabación se coordinó todo rápidamente”, enfatiza.

Por su parte, Matías Ascui detalla que grabar esta pieza para él es un paso importante. “Para mí significa mucho poder colaborar con la Orquesta, aunque sea en formato online. Me siento feliz de que me puedan considerar para estos proyectos, y algún día hacer algo de forma presencial”, explica el estudiante. En cuanto a la obra, enfatiza en que su importancia radica en ser la primera pieza donde el trombón es protagonista, incluso siendo solista en un momento de la composición.

Asimismo, comenta que ganar este concurso le impulsa a seguir adelante y proponerse nuevas metas para mejorar cada día. Mismo sentimiento que comparte Carlos Durán, tras ser nombrado finalista del concurso. “Me tiene contento llegar con dos amigos, que a pesar del difícil año que nos tocó es satisfactorio conseguir buenos resultados.

La interpretación de “Tuba Mirum” por los Lowbrass estará disponible el viernes 16 de abril a las 20:00 por las redes sociales de Corcudec.

Leave a Reply

Your email address will not be published.